Columna de columnas nacional (07 jun 17)

Desde la redacción de @loscabareteros ponemos a su consideración la “Columna de columnas nacional” del miércoles 07 de junio de 2017. El fantasma priista de Hugo Chávez. La gran interrogante, dentro del grupo en el poder, es cómo leerá el presidente Enrique Peña Nieto el resultado de la elección en el Estado de México… La hora de los duros: urge una declaración final de mayoría en favor de Del Mazo, para tener de su lado la legalidad…

Rayuela

Amarga resultó para México la negociación del pacto azucarero. Ahora, al secretario Guajardo no le queda más que entonar marcialmente la última estrofa del clásico de Les Luthiers, Ya el sol asomaba en el poniente, esa que dice: Perdimos, perdimos otra vez…

http://www.jornada.unam.mx/2017/06/07/

El fantasma priista de Hugo Chávez

El periodista Mario Campos escribe en El Economista sobre la estrategia que de inmediato montó el gobierno y el PRI para relacionar a López Obrador con Venezuela y las condiciones económicas; vuelve el estigma de AMLO es un ´peligro para México: “El gobierno de Enrique Peña Nieto tiene la peor evaluación presidencial en la historia; al menos cinco exgobernadores priistas están encarcelados por malos manejos, y hay varios que si no están en la cárcel es sólo por la gracia de algún escape legal. Aun así, ese partido habría retenido el domingo pasado las gubernaturas del Estado de México y Coahuila. (Hasta ahora). ¿Cómo entender ese resultado? Sin duda hay factores como la existencia de una base de voto duro priista o el uso de recursos públicos antes y durante la contienda. A eso habría que sumar la habilidad que tuvo el PRI para convertir la elección del Edomex en un plebiscito anticipado sobre la posible presidencia de Andrés Manuel López Obrador. Con el “apoyo” de videoescándalos y un oportuno pleito con el gobierno venezolano de Nicolás Maduro, el PRI hizo que la elección se tratara más de Morena que del transporte público mexiquense; se habló más de la Revolución Bolivariana que de las acusaciones de corrupción por obras públicas en ese estado, y no fueron pocos los que llegaron a la conclusión de que era mejor votar por el PRI, a pesar de todo, con tal de impedir el triunfo anticipado de López Obrador. Este resultado es muy bueno para los priistas; primero, porque les permitirá dormir mejor a muchos funcionarios y exfuncionarios de esa entidad; es clave porque significa que seguirán gobernando el estado con el mayor número de votantes en todo el país; y sobre todo es estratégico porque le permitió al PRI confirmar que el temor a López Obrador como el gran peligro para México es todavía rentable para conseguir votos. A partir de ahora el fantasma de Hugo Chávez y su legado seguirán entre nosotros porque así lo necesitan el gobierno y el PRI. La crisis económica venezolana, su autoritarismo y la falta de democracia serán temas recurrentes como vacunas ante el evidente crecimiento de Morena. Da igual incluso si la gestión de AMLO como jefe de Gobierno de la Ciudad de México fue en realidad muy conservadora y afín a varios grupos de la IP, pues en la propaganda se insistirá una y otra vez en que el “populismo autoritario” puede acabar con México. (Aunque digan eso mientras reparten tarjetas con miles de pesos). Seguir ese camino como estrategia puede ser efectivo para el partido en el gobierno, pero será muy malo para el país. Porque en vez de hablar de los problemas actuales estaremos discutiendo lo que nos podría pasar; porque en lugar de reconocer la corrupción y la pobreza que enfrentamos, estaremos divididos en eternas discusiones sobre si López Obrador es igual o peor que Hugo Chávez. La fórmula de aquí al 2018 para el PRI ya está cantada. Ahora falta ver qué decide nuestra Iniciativa Privada. El gobierno y el PRI ya movieron sus piezas y muy pronto habremos de saber cuál será la respuesta del sector privado.

http://eleconomista.com.mx/foro-economico/2017/06/06/fantasma-priista-hugo-chavez

Encerrona en los pinos

Raymundo Rivapalacio en Eje Central, describe la encerrona del Presidente, con su gabinete, al final del domingo en espera de los resultados electorales, además del ambiente de tensión y poca festividad que se vivió: “La gran interrogante, dentro del grupo en el poder, es cómo leerá el presidente Enrique Peña Nieto el resultado de la elección en el Estado de México, que durante meses se convirtió en su única prioridad y donde, por su comportamiento, parecía que no habría mañana para él si su candidato, Alfredo del Mazo, perdía la gubernatura. El clímax se dio durante el fin de semana, al aislarse en su casa en Ixtapan de la Sal y no regresar a Los Pinos sino hasta entrada la noche del domingo, para seguir junto con su gabinete, los coordinadores parlamentarios del PRI y dirigentes del Partido Verde, los primeros datos preliminares oficiales del órgano electoral mexiquense. Personas que acudieron a la cita en el Salón Venustiano Carranza de la casa presidencial, describieron la tensión que se vivió ante los datos de las encuestas de salida que perfilaban una contienda muy cerrada, con probabilidades de derrota. Demasiado esfuerzo y recursos invertidos en el proceso, ¿para nada? La cita fue a las ocho de la noche, donde los convocados se fueron sumando a quienes habían estado todo el día en Los Pinos, el staff del presidente. Llegó todo el gabinete, menos el secretario de Agricultura, José Calzada, por razones que no están claras. También asistieron, fuera del priismo, el gobernador de Chiapas, Manuel Velasco, junto con el líder de facto del Partido Verde, Jorge Emilio González, el niño verde, cuyo partido participó en la operación territorial del domingo en el Estado de México, donde desplazaron a 800 operadores de campo para mover el voto. Peña Nieto llegó cerca de las 11 de la noche, cuando se alistaba el Instituto Electoral del Estado de México a difundir su conteo rápido. Cuando se anunció que la tendencia de voto favorecía a Del Mazo, el Salón Venustiano Carranza se inundó de satisfacción, pero sobre todo se oyó la exhalación de alivio de respiración contenida. No hubo excesos en la celebración, porque de acuerdo con algunos presentes, el propio presidente lo impidió. Es un gran resultado, dijo Peña Nieto a los pequeños grupos que se repartieron por el salón. Pero no hay que caer en la arrogancia, enfatizó. Esta frase fue resaltada por los participantes que hicieron una narración de lo que sucedió en Los Pinos, desde el domingo por la noche hasta casi las seis de la mañana del lunes, cuando terminó la encerrona. La razón de ello son las dudas sobre la influencia que pudieran tener algunos colaboradores de Peña Nieto en la interpretación del resultado en el Estado de México, que podrían convencerlo de que la victoria es un referéndum a lo que está haciendo. El triunfalismo, sin embargo, sería un error del presidente. Ganó Del Mazo, pero perdió el PRI. Retendrán el gobierno, pero el priismo de Peña Nieto sufrió una gran herida”.

http://www.ejecentral.com.mx/estrictamente-encerrona-en-los-pinos/

Es la hora de los duros

Julio Hernández López escribe hoy, en su columna Astillero, la necesidad del Presidente de una declaración final de mayoría en favor de Del Mazo, para tener de su lado la legalidad: “Los cómputos distritales que comienzan hoy, y el final que se realizará el domingo, forman parte de la secuencia autoritaria que, recurriendo incluso a métodos violentos no usuales, pretende doblegar desde ahora la oposición partidista y cívica, en preparación de similares o peores prácticas que podrán ser aplicadas cuando llegue el momento de la elección presidencial. Es la hora de los duros. Enrique Peña Nieto ha apretado, sin miramientos, en busca de conservar, al costo que sea, el control de la entidad nativa y, sobre todo, la plataforma simbólica de viabilidad priísta en 2018. Miguel Ángel Osorio Chong y Eruviel Ávila, secretario de Gobernación y gobernador del estado de México, respectivamente, han operado con toda la rudeza necesaria, tratando, cada cual por su lado, de reivindicar el oficio político de las cañerías ante la predominancia de la tecnocracia encabezada por Luis Videgaray Caso. Esta es la oportunidad de los políticos para mostrar cómo se puede entrampar y acaso vencer a López Obrador y Morena, haiga de ser como haiga de ser, a sabiendas de que la próxima asamblea nacional priísta podría poner diques a las pretensiones de los contendientes de sonrosada militancia clásica, como son Videgaray, el tierno Nuño y el maduro Narro (por fuera, pretendiéndose independiente, navega José Antonio Meade). En ese contexto, los cómputos por realizarse serán un forcejeo intenso entre las evidencias que deberían llevar a la apertura de (muchos) paquetes electorales para su recuento y la línea superior, que ha indicado hacerlo en el menor número posible de casos. Es probable que a partir de hoy se vea una oficialidad electoral aferrada a maromas y recovecos normativos para eludir las demostraciones de la adulteración de cifras. Ayer mismo circulaban en las redes sociales distintos testimonios gráficos que ponían en evidencia la disminución de votos en las cuentas de Morena y el aumento sistemático en las del priísmo. Pero, a pesar de que se está ante un fraude a la vista (y no sólo en el punto concreto de los números asentados en actas), la cúpula del sistema político ha decidido cerrar las puertas a las mínimas apariencias democráticas previas y jugarse el todo por el todo en el estado de México. El peñismo, pues, lo que necesita es una declaración final de mayoría en favor de Del Mazo, para tener de su lado la legalidad y actuar contra los impugnadores e incluso exacerbar de nuevo a las bandas que, antes de la jornada electoral y durante ésta, se dedicaron a amenazar, agredir y provocar”.

http://www.jornada.unam.mx/2017/06/07/opinion/012o1pol

PRD, entre AMLO y Anaya

En El Universal, su columna de trascendidos Bajo Reserva, señala que para ganar los comicios presidenciales posiblemente habrá alianzas entre los partidos de tendencia izquierdista: “después de los resultados electorales del 4 de junio, los liderazgos del PRD, encabezados por Alejandra Barrales, entraron en una fase de reflexión y análisis de la ruta que debe seguir el perredismo rumbo a la elección presidencial de 2018. En breve, nos adelantan, las corrientes amarillas comenzarán a reunirse para debatir el tema de las alianzas electorales para la batalla por Los Pinos. Y, nos explican, el punto central es con quién deben ir de la mano para sacar al PRI del gobierno federal. Nos comentan que sin menospreciar la oferta política del dirigente del PAN, Ricardo Anaya, para la construcción de un frente opositor, lo más natural para el perredismo es ir con los partidos de izquierda, principalmente con Andrés Manuel López Obrador, dirigente de Morena. En los hechos, los líderes de las tribus sopesan que don Ricardo se ha colgado, sin pudor y para sí mismo, de los triunfos que han tenido en alianza con las siglas del sol azteca. ¿Con quién se irá entonces el partido que todavía lidera Barrales, con AMLO o con Anaya?”.

http://www.eluniversal.com.mx/entrada-de-opinion/columna/bajo-reserva-periodistas-el-universal/nacion/2017/06/7/prd-entre-amlo-y

Los dilemas

En el Excélsior, la periodista Yuriria Sierra, escribe sobre los dilemas a los que se enfrenta cada partido después de perder las elecciones 2017: “salvo lo que pueda resolverse en tribunales o, más bien, al mismo tiempo que eso ocurra, la carrera por el 2018 ya inició[…]. En todas las esquinas tienen dilemas que resolver. Porque ninguna de las victorias del domingo da para las campanas al vuelo, para la confianza y para el triunfalismo[…]. Por el contrario. Andrés Manuel López Obrador se enfrenta ahora a la posibilidad real de hacer lo que nunca antes: reconocer a las instituciones sin importar lo que resuelva en el ‘voto por voto’ que, según anunció ayer por la tarde, buscarán en el Edomex por las inconsistencias que encontró en 16 mil casillas. Pero es la primera vez que anuncia que no sacará a las calles a los suyos y opta por transitar la vía institucional, para tratar de convencerme a mí o a usted […] de que es un candidato más moderado, más presidenciable ahora en 2018[…]. AMLO tiene que elegir qué es lo que más le abona a sus aspiraciones presidenciales: el camino institucional o el otro que no le ha alcanzado para llegar a Los Pinos[…]. Por otro lado, en la esquina de Acción Nacional los dilemas también están presentes. Margarita Zavala lanzó ayer un ultimátum a su partido y al presidente de éste, Ricardo Anaya. La aspirante presidencial y ex primera dama entiende que el moméntum no es bueno para sus rivales y se lanza a […] darles madruguete […]. Anaya debe ahora decidir si la apoya o si le abona a su imagen, aunque eso signifique que, como ya alguna vez lo había dicho Zavala, ella se vaya en busca de su candidatura bajo otra figura electoral, como lo es una independiente[…]. Y los priistas, a pesar de la soberbia […]. Ayer, Enrique Ochoa dijo que el candidato del PRI se conocerá hasta principios de 2018[…]. Tienen que decidir si siguen celebrando sus victorias con mínima brecha de ventaja o le ponen velocidad a la elección de su candidato y, así, construir algo, ya no nuevo, pero al menos distinto[…]. Los priistas insisten en ejercer el poder y ‘competir’ como lo han hecho toda la vida[…].Pero el elegido llegará tardísimo a una contienda que, definitivamente, ya inició[…].Y el PRD, bueno, ahí no tienen por ahora dilemas que resolver[…]- como no sea festejar que siguen vivos. Ya les tocará la hora”.

http://www.excelsior.com.mx/opinion/yuriria-sierra/2017/06/07/1168238

¿Por qué Coahuila es más importante de lo que parece?

En El Universal, el periodista Carlos Loret de Mola, escribe sobre la importancia que representa para el Partido de Acción Nacional (PAN) ganar las elecciones en Coahuila y su ya casi triunfo en Nayarit, para los comicios presidenciales de 2018: “el Instituto Electoral de Coahuila construyó su propio desastre: dio a conocer un conteo rápido que ponía en ventaja al candidato del PAN, Guillermo Anaya, y detuvo el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) en 72% de las casillas contadas cuando el priísta Miguel Riquelme estaba arriba por dos puntos porcentuales[…]. Los números de cierre del PREP en Coahuila no cayeron dentro del rango estimado. Este manejo de los consejeros electorales coahuilenses ha desatado una crisis por el peso político que tiene esa gubernatura: 1.- Para Ricardo Anaya, dirigente nacional del PAN, ganar Coahuila es conquistar dos de las tres gubernaturas en juego[…].Si gana los dos, ‘empata’ y logra mantener su posición como muy sólido aspirante a la candidatura presidencial de su partido. Si pierde Coahuila, tendrán toda la razón Margarita Zavala y Rafael Moreno Valle en calificar la jornada de este domingo como un estrepitoso fracaso[…]. 2.- En el PRI y Los Pinos están felices por su resultado mexiquense […]. El Presidente Enrique Peña Nieto estuvo al frente de la campaña. El resultado incide directamente en las aspiraciones presidenciales de los dos hombres a quienes encargó la jornada: el Secretario de Gobernación, Miguel Osorio Chong, y el dirigente nacional del PRI, Enrique Ochoa. Si además se quedan con Coahuila, los bonos de ambos suben en el ánimo presidencial. Pero el Estado de México está bajo impugnación. Morena ya anunció que considera que hubo fraude. Y el PAN ha declarado que fue una ‘elección de Estado’ y ha dejado abierta la posibilidad de impugnar el proceso en tribunales. Es decir, el PAN amaga con unirse a Morena en tratar de tumbarle al PRI el Estado de México. Ante ello, habría incentivos desde el gobierno para negociar con el PAN: te dejo Coahuila —donde el PAN ha sumado a Morena, el PRD y un independiente en su denuncia de fraude […]. ¿Sería posible una negociación así? ¿Cabe en un PRI-gobierno envalentonado? ¿Es posible cuando para el interlocutor Ricardo Anaya hay tanto en juego?”.

http://www.eluniversal.com.mx/entrada-de-opinion/columna/carlos-loret-de-mola/nacion/2017/06/7/por-que-coahuila-es-mas-importante

Sin alianzas, nadie gana

En el Excélsior, el periodista Jorge Fernández Menéndez, señala la importancia de las alianzas entre partidos para ganar una elección, ya que como se puede observar en algunos casos no hubiese sido posible sin coalición: “si una cosa ha quedado clara con las elecciones estatales del domingo es que nadie gana sin alianzas. Morena, en una demostración más de soberbia política, decidió que no iría coaligado con nadie, rechazó una y otra vez las alianzas con el PRD y cuando descubrió que la necesitaba, en lugar de un proponer un acuerdo[…].Le costó no sólo la elección del Edomex, sino que puso de manifiesto dentro del perredismo que puede competir sol[…]. Será difícil verlos juntos en el 2018[…]. Juntos, PAN y PRD estarían, por lo menos, empatados con Del Mazo y Delfina, y hasta por encima de ellos si hubieran acordado un buen candidato común. En Coahuila, donde sí se había acordado esa alianza, dirigentes locales del PRD decidieron romperla y al final fueron solos[…]. También se conformó la alianza en Nayarit y Veracruz y en los dos estados obtuvieron amplias victorias. El PRI sin Nueva Alianza, el Verde y el PES no hubiera ganado casi nada, solo algunos pocos municipios en Veracruz. En el Estado de México, los votos priistas fueron el 29 por ciento: Nueva Alianza, el Verde y el PES aportaron el margen que le dio la victoria[…]. En la entidad mexiquense, derrotaron el fantasma que crearon ex dirigentes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación y Fernando González, el yerno de Elba Esther Gordillo, cuando se sumaron a Morena y Delfina Gómez. No sólo no le dieron votos esos aliados a Morena para ganar, sino que tampoco garantizaron, como decía la gente de López Obrador, tener representantes en todas las casillas electorales[…]. El otro fantasma para la Nueva Alianza de Luis Castro y el SNTE de Juan Díaz de la Torre, era Humberto Moreira, en Coahuila, ex Gobernador y ex Presidente nacional del PRI que proviene del SNTE […] perdió escandalosamente. Por eso ahora en NA saben que tienen un peso específico para sumar en el 2018 y, seguramente, lo harán valer. Lo mismo sucede con el Partido Verde que tiene que consolidarse internamente para hacer valer, aún más, esos puntos que representa y que valdrán mucho en el 2018[…]. Más allá de eso, las alianzas, también, certifican que una segunda vuelta con gobierno de coalición le puede dar a las mismas un sentido mucho mayor a una simple conjunción electoral, coyuntural. Pueden hacerlas más amplias, hacer más estable el sistema político y otorgar una gobernabilidad mucho mayor. No parece que los partidos, por lo menos los principales, hayan aprendido esa lección en estos comicios”.

http://www.excelsior.com.mx/opinion/jorge-fernandez-menendez/2017/06/07/1168233

El debate y AMLO: fijando posiciones

En Milenio, el periodista Joaquín López Dóriga, escribe sobre la falta de interés y apertura de Andrés Manuel López Obrador para participar en algunos medios de comunicación con debates frente a los dirigentes de la oposición, pues el dirigente de Morena ha fijado una posición frente a los medios que él considera voceros de la “mafia del poder”:”el domingo por la noche conduje, como en las elecciones del año pasado, una mesa de debate en el canal Estrellas, de Televisa, en la que participaron Alejandra Barrales, presidenta del PRD; Ricardo Anaya, del PAN, y Enrique Ochoa, del PRI. Andrés Manuel López Obrador, no quiso ir, rechazó la invitación, igual que hace un año, porque él no debatía con presidentes de los partidos. A través de su vocero, César Yáñez, me dijo que podrían mandar un representante […]. A esto le contesté que un representante, no, que era debate de presidentes de partidos y que lo diría al aire para explicar su ausencia y no me cargara lo del ‘cerco informativo’, que no existía, en lo que estuvo de acuerdo[…]. Para empezar, recuperé parte del mensaje que en ese momento daba Alfredo del Mazo, que era el único candidato que faltaba de fijar posición, declarándose ganador. Ya en el desarrollo de la mesa, registré en las redes el mensaje de López Obrador, denunciando el ‘cerco informativo’: la mafia del poder tiene a sus voceros que han recibido indicaciones de Los Pinos para dar la victoria del PRI[…]. No hubo, como no hay, tal “cerco”, y, en todo caso, él solo se cercó. Apenas terminó el programa, Ricardo Anaya me reprochó, delante de Barrales y Ochoa, que no dijeron nada, la decisión de meter el reclamo de López Obrador, porque era inequitativo que no asistiera y difundiera su video. Le reiteré que había sido una decisión editorial personal para desmentir la acusación del ‘cerco informativo’. Más tarde, en una reunión en Los Pinos con el Presidente Enrique Peña Nieto, el mismo Ochoa, César Camacho y Emilio Gamboa criticaron la transmisión del video de López Obrador en el programa, que había sido por temor a él, y que el Presidente del PRI no volvería a ningún programa de Televisa[…]. No sé qué esperan el gobierno y López Obrador de Televisa que se encuentra entre la versión oficial de que está entregada a López Obrador y de que es vocera de la mafia en el poder […]. Vienen días difíciles para el periodismo en México, donde la única alternativa que dejan es, estás conmigo siempre o estás contra mí”.

http://www.milenio.com/firmas/joaquin_lopez-doriga/debate-amlo-televisa-cerco_informativo-redes_sociales_18_970882953.html

Edomex y “el pe$o” del aeropuerto

En Milenio, el periodista Carlos Marín, escribe que el número de votos registrados para PRD y PAN dan cuenta que no perdieron del todo, puesto que obtuvieron más sufragios que en elecciones pasadas, además también resalta la importancia de las alianzas para ganar: “el PRD y el PAN en el Estado de México no solo no perdieron un solo voto respecto de los que obtuvieron hace seis años en la contienda por la gubernatura, sino que ganaron más: Juan Zepeda casi 11 mil arriba de Alejandro Encinas y Josefina Vázquez Mota 56 mil 636 más que Luis Felipe Bravo Mena. El PRI, en cambio, perdió casi la mitad de los obtenidos entonces por Eruviel Ávila, quien arrasó con casi 62 por ciento, pues Alfredo del Mazo ganó con algo más de la mitad: 33.7 por ciento; en 2011 tres millones de votos y este año 1.9 millones. Lo paradójico es que, en vez de que el PRD y Morena se dividieran la votación por no haberse aliado, el partido de Andrés Manuel López Obrador capitalizó más del millón de votos que perdió el PRI, y otros 786 mil. O sea que por poquito y perdía Del Mazo. Requerido de empleos el Edomex […] ¿cuántos que simpatizaban con Morena le negaron su apoyo por lo disparatado de oponerse al nuevo aeropuerto cuya construcción ocupa hoy a 40 mil trabajadores y dentro de dos años dará de comer a 400 mil…?”.

http://www.milenio.com/firmas/carlos_marin/edomex-peso-aeropuerto-votos-morena-amlo-alfredo_mazo_18_970882941.html

La fuga de lujo de Roberto Borge

En El Universal, el periodista y escritor, Héctor de Mauleón, señala los lujos que se daba el ex Gobernador Roberto Borge antes y después de su captura en Panamá: “El ex Gobernador priísta de Quintana Roo había llegado once días atrás a Panamá. Su destino fue el Trump Ocean Club International Hotel&Tower, en donde se encuentran los departamentos más caros del país. El político pagaba once mil pesos por noche[…]. Borge pasaba el día en la suite, pedía los alimentos a su habitación y solo se atrevía a salir por las noches. A una hora determinada solicitaba el servicio de taxis Uber y se dirigía al casco viejo de Panamá. Frecuentaba restaurantes libaneses[…]. Luego recorría la zona de bares y antros. Regresaba al hotel con algunos tragos encima y visitaba el casino […]. Al ex gobernador se le vio interactuar con mujeres rubias[…]. De esa manera pasó sus últimos días de libertad[…]. Con la orden de aprehensión terminaron las expediciones nocturnas al casco viejo y también la diversión en el casino de la Torre Trump. El ex Gobernador dejó de salir de su departamento[…]. La Interpol observaba el departamento de Borge desde una torre contigua. ‘Lo teníamos en línea de vista’, recuerda el agente. Sin embargo, desde que la orden se hizo mediática, Borge corrió las cortinas e incluso dejó de encender la luz[…]. El 4 de junio bajó al lobby. Estuvo ahí unos minutos.[…]. Antes de recalar en Panamá, el ex Gobernador había estado en Miami, Florida, y en la isla de Cuba. En todos los casos, uno de sus colaboradores más cercanos había viajado primero a estos destinos. El colaborador conseguía una suite de lujo y la dejaba pagada hasta por seis meses. Borge pasaba un tiempo ahí y luego se movía[…]. Esta vez no iba a ser distinto. El ex Gobernador había reservado un vuelo a París[…]. Al caer la tarde una camioneta fue a recogerlo. Borge salió del hotel casi corriendo. Los agentes le dieron seguimiento durante hora y media. Su chofer se movía rápido, se saltaba los altos, daba vueltas varias veces en la misma glorieta, intentaba asegurarse de que no lo siguieran. Al fin, se animó a dirigirse al aeropuerto. Probablemente apostaba a que aún no le hubiesen girado una ficha roja. El vuelo 0475 de Air France estaba a punto de despegar. Borge pasó los controles del aeropuerto. No documentó equipaje. Llevaba solo una maleta con algunos libros, un par de gorras y unos zapatos de Salvatore Ferragamo. Cuando le sellaron el pasaporte se activó la alerta. Un agente de migración lo abordó en la sala de espera[…].Su fuga de lujo había terminado”.

http://www.eluniversal.com.mx/entrada-de-opinion/columna/hector-de-mauleon/nacion/2017/06/7/la-fuga-de-lujo-de-roberto-borge

Fuera Borge del PRI

Por su parte el diario Reforma, su columna de trascendidos Templo Mayor, retoma la posición que anunciará el tricolor con respecto a Roberto Borge: “si ve en Panamá a Roberto Borge, avísele que, además de la libertad, también va a perder la militancia tricolor. Mañana en el búnker de Insurgentes Norte se reúne la Comisión de Justicia Partidaria para echarlo de las filas del PRI”.

http://www.reforma.com/aplicaciones/editoriales/editorial.aspx?id=114063

Nos robaron

En el Reforma, el analista y periodista Sergio Sarmiento, asegura que a pesar de los vicios y deficiencias de la institución electoral en México existe la democracia, porque ha habido alternancia en su momento en la presidencia así como en otras regiones del país: “la liturgia electoral mexicana tiene varios capítulos claramente diferenciados. Primero son los actos anticipados de campaña. Después los destapes. A la campaña, con su avalancha de spots y descalificaciones, sigue la votación, que termina por ser lo menos importante. Continúan las protestas por el fraude, las impugnaciones, las manifestaciones y los bloqueos de calles y carreteras. El acto final es la decisión, ya no de los ciudadanos sino de los magistrados electorales. Después comienza el nuevo ciclo. En este momento nos encontramos en el capítulo del ‘Nos robaron’. No sorprende que los procesos electorales tengan tan poca credibilidad en nuestro país. La sociedad está convencida de que tenemos un sistema electoral con enormes vicios y poca transparencia. Las encuestas revelan que los mexicanos no creen que México sea democrático. Yo tengo otra opinión. En lo fundamental, la elección libre de gobernantes, hemos logrado construir un sistema democrático que nos permitió pasar de un régimen de partido virtualmente único a una democracia participativa e intensa con alternancia de partidos en todos los niveles de gobierno […] hemos vivido una gran cantidad de cambios. Las reformas electorales de los noventa fueron positivas y establecieron las bases de una democracia[…]. Desde 1997 no hemos tenido un régimen de partido único. El Presidente no ha contado desde entonces con mayoría absoluta en el Congreso. La izquierda ha gobernado la Ciudad de México estos 20 años[…]. Para algunos, sin embargo, no ha habido una transición democrática y no puede haberla mientras la izquierda no gane una elección presidencial. El PRIAN, dicen, es la misma cosa […] porque el PRD se ha aliado a la mafia del poder. Ninguna democracia es perfecta, pero establecer como criterio de la transición el triunfo de un partido en especial no tiene sentido.[…]. Eso no significa, empero, que no tengamos una democracia. En la fiesta de la desconfianza las descalificaciones se vuelven sorprendentes. Sólo en el folclor mexicano podemos tener a un Humberto Moreira, ex Gobernador de Coahuila y ex Presidente nacional del PRI, quejándose del fraude electoral en su contra”.

http://www.reforma.com/aplicaciones/editoriales/editorial.aspx?id=114065&po=3

Zepeda y Barrales

En Milenio, su columna de trascendidos Trascendió, asegura que una corriente del Partido de Revolución Democrática (PRD) no está del todo de acuerdo con su dirigente, Alejandra Barrales de posicionar al candidato Juan Zepeda para los comicios presidencias de 2018: “los Chuchos no tomaron nada bien el destape que hizo Alejandra Barrales de Juan Zepeda para la presidencia del PRD, pues dicen que ‘está muy equivocada’ si piensa que ella ‘y sus amigos’ van a imponer al mexiquense o van a elegir ‘ellos solitos’ al nuevo líder. También descalifican a los acelerados de Alternativa Democrática Nacional que ya ven al de Nezahualcóyotl como ‘caballo negro’ de un frente amplio en la presidencial de 2018”.

http://www.milenio.com/firmas/trascendio_nacional/Trascendio_18_970882956.html

Zavala y Anaya

En el Excélsior, su columna de trascendidos, Frentes Políticos, retoma la declaración de Margarita Zavala, aspirante a la candidatura presidencial de 2017 por el PAN, ya que señaló que el partido se debilita para llegar a la presidencia tras la derrota en el Estado de México: “la, hasta ahora, aspirante a la candidatura presidencial del PAN continuó con sus críticas a su partido, pues, dijo, se está volviendo “todo lo que despreciamos del PRI”. Despotricó contra su instituto político, el que llevó a la Presidencia a Felipe Calderón, su marido, en 2006. Criticó que el PAN se está debilitando como la opción real de cambio para el 2018, mientras sus adversarios se fortalecen y eso se vio en las elecciones del pasado domingo. Advirtió que se irá de gira por el país y pidió que la definición del abanderado presidencial panista se realice a través de un método limpio y justo y que se haga, a más tardar, en un mes o renunciará. “Basta de la política corrupta, de trampas y moches, basta de hacer política vieja”, enfatizó. ¿Por qué tan enojada?”.

http://www.excelsior.com.mx/opinion/frentes-politicos/2017/06/07/1168243

@loscabareteros

Últimas Notas